lunes, mayo 16, 2005

La Guerra de las Galaxias


A veces me da por pensar, y ahora con los bombardeos televisivos de los últimos días, me ha dado por asociar ideas. Concretamente la familia real española y la Guerra de las galaxias (probablemente la mejor serie de películas de ciencia ficción de la historia).
La verdad es que tienen muchas similitudes, por ejemplo: el Príncipe Felipe es como Lucky Skywalker, el prota, el guapete, del que hasta el final del trilogía no se tiene muy clara su inclinación sexual; El Rey es como Darth Wader alto, voz ronca, padre de Lucky, que apenas mueve el cuello al hablar, y que antes estaba en el lado del bien y se pasó al lado oscuro (el Rey lo hizo a la inversa, al principio estaba con Franco); La Reina es como la madre adoptiva de Lucky en Alderaan, que apenas sale en cuatro secuencias, y no dice ni mú, (por cierto, la matan, en la peli); La infanta Elena es como Chewaka, a su vocabulario y agilidad mental me refiero; El Urdangarin es como el Han Solo, un tipo normal metido en unos líos de cojones, que no sabe de dónde le llueven las hostias; El Marichalar, de este no hay comparativa posible, ya que en la trilogía no se tratan los accidentes cerebrovasculares; Y los nietos (de los reyes) Froilan y compañía, revoltosos, juguetones, maleducados,… ¿no son como los Ewoks?.
Pero al fin y al cabo mi comparativa preferida es la Leti, que es clavada a la Princesa Leia, de pasado oscuro, enigmático, inconfesable. Aunque yo prefiero a la Princesa Leia, que por lo menos luchaba contra el Imperio para defender la REPÚBLICA.